Archivos Parroquiales digitaliza un siglo de documentos históricos Un equipo de 15 voluntarios colaboradores trabaja en la digitalización desde hace más de 20 años

MARÍA JOSÉ FRAILE 28-09-2016

El sacerdote diocesano Xavier Serra Estellés es el responsable del SDAP desde hace más de 20 años. A.SAIZ

El sacerdote diocesano Xavier Serra Estellés es el responsable del SDAP desde hace más de 20 años. A.SAIZ

¿Cuánta documentación histórica, cuántos libros de fábrica, libros de cuentas y obras de la iglesia, sacramentales, de cofradías y hermandades, visitas pastorales, se habrán perdido en los templos por incendios, saqueos, inclemencias del tiempo, guerras o descuidos? Aun en el caso de que se tratara sólo de uno, siempre sería demasiado.

La información que se conserva en las parroquias es mucho más antigua que la documentación conservada en los registros civiles. Recuérdese que a partir del Concilio de Trento, desde 1563, las iglesias quedaron encargadas de recoger en libros los datos de sus feligreses, especialmente los datos sobre bautismo, matrimonio y defunción.

En la actualidad, para evitar futuros desastres y conservar idóneamente el patrimonio histórico, pero también, en la época de internet en la que vivimos, para dar acceso al investigador a esta información de una forma rápida y eficaz, en la diócesis de Valencia contamos con el Servicio Diocesano de Archivos Parroquiales (SDAP).

Se creó hace algo más de 20 años (noviembre de 1994) con el fin “de orientar a los sacerdotes responsables de los archivos en su ordenación, conservación y consulta, con una dimensión evangelizadora, cultural e investigadora”, explica el sacerdote  diocesano Xavier Serra Estellés, coordinador y or­ganizador del SDAP, e historiador especializado en archivística y paleografía. Una de las actividades del SDAP ha sido fotodigitalizar todos los documentos y fondos históricos de las parroquias de la diócesis, que tengan una antigüedad mínima de 100 años o más, ya que en el caso de los libros de bautismos se trabaja en los que tienen más de 110 años.

Lea el reportaje íntegro, en la edición impresa de PARAULA