La pobreza se hereda Valencia acogió un encuentro nacional de Cáritas para hablar de los programas de infancia y familia

EVA ALCAYDE | 5-12-2017
La pobreza se transmite de generación en generación y se multiplica por dos en los hogares en que hay niños. Valencia acogió un encuentro nacional de Cáritas para buscar soluciones
a este problema y romper el círculo de la pobreza infantil.

La pobreza se hereda. Esa es la conclusión a la que han llegado los expertos, que consideran que el mayor riesgo de pobreza y de exclusión social se da entre las familias con hijos.

Así que hablar de la pobreza infantil es hablar de la pobreza de las familias con niños. De hecho, según el informe ‘La transmisión intergeneracional de la pobreza’, coordinado por Raúl Flores, del equipo de Estudios de Cáritas Española y la Fundación FOESSA, la pobreza se multiplica por dos en los hogares con menores y casi por tres entre las familias numerosas.­­

“La pobreza presente es también de la pobreza futura en la medida en que asistimos a un proceso de transmisión de las dificultades económicas de una generación a otra y, además, existe riesgo de que esta pesada herencia se siga produciendo si no hacemos nada por evitarlo”, explica a PARAULA Raúl Flores.

El citado informe lo deja claro: ocho de cada diez personas que vivieron graves dificultades económicas en su infancia y adolescencia las están reviviendo en la actualidad como adultos.
El experto considera que el llamado “ascensor social”, el que nos permite mejorar el nivel socioeconómico de nuestros padres, no funciona correctamente. “El problema -explica- es que no tiene parada en las ‘plantas sociales más bajas’ y que por tanto no recoge a las personas que habitan en las situaciones de pobreza y graves dificultades económicas”.

La importancia de la educación
Flores señala en su informe que el papel de la familia influye, pero en la la transmisión de la pobreza intervienen otros elementos que van más allá del conjunto de valores, actitudes y motivaciones que las familias transmiten a sus hijos.

“Hay factores en nuestro modelo de sociedad que actúan de manera decisiva y que perpetúan las situaciones de pobreza, como el nivel de estudios, la situación laboral, la ocupación y la renta”.
En cuanto a la educación, a pesar de su universalización y su mejora generalizada, la probabilidad de alcanzar niveles de estudios altos es mayor cuanto mayor es el nivel de formación de los progenitores. Y al contrario: el nivel educativo es menor ente los hijos de padres y madres sin estudios.

Y otra vez los datos del estudio son demoledores: ocho de cada diez personas cuyos padres no alcanzaron la educación primaria no han conseguido completar los estudios secundarios. “La pobreza también se multiplica por 2 entre aquellas personas cuyos padres no completaron ninguna etapa educativa”, asegura Flores.

De manera similar actúa el empleo, ya que el estatus laboral ha sido identificado como un claro factor de transmisión intergeneracional entre padres e hijos. Y es que existe una alta correlación entre el desempleo de las familias y el desempeño de trabajos no cualificados (o cualificados de la agricultura y la pesca), y el mayor riesgo de sufrir problemas económicos y situaciones de pobreza en su vida adulta.

De nuevo, el informe revela que la pobreza se multiplica por dos para los adultos cuyos padres permanecieron de­sempleados largos periodos de tiempo durante su infancia y adolescencia.
Por último, también se ha observado una importante relación entre el nivel de renta de los hogares, el nivel educativo alcanzado y la situación económica de la que se disfruta.
“Los problemas económicos en la infancia y adolescencia han actuado como freno a la adquisición de niveles educativos más altos”, explica Flores, que asegura que “la familia es una gran riqueza social, que no está siendo apoyada desde las políticas sociales”.

Según el experto, España invierte poco en familia e infancia, ya que solo se destina a este concepto el 1,3% del PIB. Y el gasto en protección social de la familia y los niños alcanzó un máximo de 343 euros per cápita en 2009 para disminuir a 295 euros per cápita en 2013.

“Cualquier sociedad que aspire a la justicia y a la calidad humana no debería considerar la inversión en la infancia como una responsabilidad exclusiva de los progenitores, sino como una tarea de todos, orientada al bien común. Las familias aportan al bienestar de la sociedad por partida doble: apoyando el presente con su trabajo, y el futuro con su esfuerzo reproductivo, que realizan con muy poco apoyo del Estado”, explica Raúl Flores, para quien es necesario y urgente diseñar una política pública específicamente dirigida a luchar contra la transmisión de la pobreza y la exclusión social.

Así trabaja Cáritas Diocesana
Consciente de esta situación, Cáritas Diocesana de Valencia trabaja en el ámbito de la familia y la infancia con un programa específico, que apoya y acompaña a los 38 proyectos (26 de infancia y 12 de familia), que se desarrollan en diferentes parroquias de la diócesis.

El pasado año fueron atendidos casi 800 menores, en su mayoría españoles, con edades comprendidas entre los 6 y los 12 años. En estos proyectos Cáritas se busca promover el desarrollo personal y social de los niños, a través de actividades educativas y de tiempo libre.

Para María Cortés, responsable del Programa de Familia e Infancia de Cáritas Diocesana de Valencia, lo importante en estos proyectos es trabajar con los menores, a través del refuerzo escolar y del ocio y el tiempo libre, la adquisición de hábitos, habilidades, autonomía e inserción socioeducativa, con el fin de aportarles herramientas que favorezcan su salida de la pobreza. “Se trabajan mucho valores, como el compañerismo y el trabajo en equipo, que les puedan servir en el futruro para afrontar situaciones de exclusión”, explica la responsable.

Cáritas también trabaja con los niños, niñas y y adolescentes desde la prevención, enseñándoles habilidades sociales, resolución de conflictos, refuerzo de su autoestima… “que les permitirá un desarrollo más positivo en su entorno”.

Para María Cortes es “necesario involucrar y acompañar a todos los miembros de la unidad familiar o de convivencia, para romper ese círculo de la transmisión intergeneracional de la pobreza”. En 2016 se atendió también dentro del programa de familia a 557 personas, en su mayoría mujeres.
Y es que es una realidad, constatada por Cáritas, que “en las acogidas de las parroquias, actualmente se está trabajando con los hijos de las familias que hace años se ayudaba en atención primaria”, asegura María Cortés.

Encuentro nacional en Llíria
Para tratar estos temas, Cáritas Española ha celebrado en Valencia un encuentro confederal de Infancia, Adolescencia y Familia.

Las jornadas, que se desarrollaron en el Centro La Salle, de Llíria, contaron con la participación de Raúl Flores, que impartió una ponencia sobre la ‘Transmisión Intergeneracional de la Pobreza’, y Pepa Horno, que habló sobre las ‘Claves en la intervención socio educativa en las Familias con niños, niñas y adolescentes’.

En el encuentro, al que asistieron responsables de los programas de Infancia y Familia de Cáritas de diferentes diócesis, se compartieron algunas de las experiencias que se están desarrollando actualmente como el Proyecto CAYAM, de Cáritas Diocesana de Cartagena-Murcia, o el Proyecto PAIDOS, de la Cáritas Diocesana de Barcelona.

También se realizó un gesto reivindicativo sobre los derechos de los niños, coincidiendo con la celebración a nivel mundial el Día Universal del Niño.

¿QUÉ SE HACE EN LA DIÓCESIS DE VALENCIA? Cáritas lleva a cabo en las parroquias de la diócesis un total de 38 proyectos, 26 de infancia y 12 de familia, con los que busca promover el desarrollo personal y social de los niños a través de actividades educativas y de tiempo libre.
VICARÍA 1
● Hiedra (Familia, menores e infancia). Parroquia María Medianera. Valencia
● Hana. Arciprestazgo 3. Valencia
● Santa Marta Infancia. Parroquia Santa Marta. Valencia
● Grupo de mujeres Santa Marta. Parroquia Santa Marta. Valencia
● Corazón de María. Parroquia Nuestra Señora de la Fuensanta. Valencia
● Apoyo Escolar San Marcos. Parroquia San Marcos. Mislata

VICARÍA 2
● Caminando Juntas. Parroquia Nuestra Sra. De Lourdes. Valencia
● Miriam. Parroquia Nuestra Sra. De los Dolores. Valencia
● Apoyo Escolar San Lázaro. Parroquia San Lázaro. Valencia
● Arco Iris. Parroquia Santa Monica. Valencia

VICARÍA 3
● Hogar de la Amistad. Parroquia S. José Obrero. Burjasot
● Pro-Mujer. Parroquia Madre Redentor. La Coma.
● Cami Obert. Parroquia Madre Redentor. La Coma.
● Grupo Esperanza. Parroquia Madre Redentor. La Coma.
● P. Sara. Interparroquial Paterna.
● Lloc de Vida. Parroquia Nuestra Sra. De la Natividad. Burjasot
● Centro de Dia Manantial. Cáritas Diocesana de Valencia. Burjasot
● P. Babhel. Parroquia Ntra. Sra. de Gracia. La Torre-Valencia

VICARÍA 4
● P. Somriure. Parroquia Asunción de Ntra. Señora. Alboraia
● ABeCé. Parroquia Santísima Trinidad. Tavernes Blanques
● Apoyo Escolar Bétera. Interparroquial de Bétera

VICARÍA 5
● Volca’t. Interparroquial Pobla de Vallbona
● Apoyo Escolar Llíria. Interparroquial Llíria
● Apoyo Escolar Requena. Interparroquial Requena
● Apoyo Escolar Ribarroja
● Apoyo Escolar L’Eliana. Ntra. Sra. Del Carmen. L’Eliana

VICARÍA 6
● Sambori. Interparroquial Ontinyent
● Raval. El Salvador. Cocentaina.
● Creciendo en Valores. Alcoy

VICARÍA 7
● Sirio. Cullera
● Naïm. Cullera
● Atención psicológica interparroquial Cullera
● Alfabetización y refuerzo escolar.
Interparroquial Carlet

VICARÍA 8
● Escuela de Familia. Interparroquial Tavernes Valldigna
● Apoyo Escolar. Interparroquial
Tavernes Valldigna
● El Bastidor. Parroquia San Roque. Oliva
● Repaso Escolar. Interparroquial Gandia