El ejemplo de Clotilde, de portada en PARAULA a portada en toda España Clotilde Veniel, la voluntaria de 107 años de la Cáritas de Bicorp, recibio la Orden del Mérito Civil de ma­nos del rey Felipe VI

L.B. | 28-06-2019

La princesa Leonor y la infanta Sofía acompañaron a Clotilde hasta su asiento tras ser condecorada.

“Pero, ¿quién soy yo? ¿Qué he hecho para merecer esto?”, así de asombrada se mostraba Clotilde Veniel, la voluntaria de 107 años de edad de la Cáritas parroquial de Bicorp, cuando recibió la Real Orden del Mérito Civil de manos del rey Felipe VI el pasado miércoles 19 de junio, en un acto que tuvo lugar en el Palacio Real de Madrid con motivo del V Aniversario de la Proclamación del monarca.

Con su naturalidad, sencillez y prudencia, Clotilde cautivó a todos los presentes en el acto. Sin nervios y entre un fuerte aplauso, la valenciana se levantó para recibir el galardón como “ejemplo de mujeres valientes, ejemplares y generosas que han contribuido a hacer un mundo mejor”.

El acto solemne tuvo lugar en el salón de Columnas del Palacio Real. Allí los reyes, Felipe y Letizia, acompañados por sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía -a quienes su madre les pidió que acompañaran a Clotilde hasta su asiento-, entregaron la distinción a una emocionada Clotilde que, a su vez, tuvo gestos y palabras de cariño para las niñas.

Terminado el acto que Clotilde califica de “precioso”, reconoció que le habían hecho más fotos a ella que al propio Rey, “porque todos querían fotografiarse conmigo”.

Reconocimiento merecido

La familia real tuvo numerosos gestos de cariño con Clotilde.

Clotilde, que cumplió 107 años el pasado mes de mayo, continúa su labor caritativa visitando a enfermos, ayudando en la recogida de ropa usada para personas pobres y posee una salud y vitalidad envidiables y está “muy feliz” tras recibir este galardón.
“Es una barbaridad la alegría que hay en casa, porque se lo merece mucho, es una mujer extraordinaria que no cesa de alegrar la vida de los demás”, indica su nieta Desiré Serrano, que le acompañó.

En cuanto supo que iba a recibir el reconocimiento “me dijo que le preparase la maleta de ruedas para irnos a Madrid y que pusiera maquillaje para que la vieran bien guapa”, añade Desiré.

También su hija Clotilde le acompañó en ese momento tan especial. “Estaba cerca de ella, pero no al lado, para que sólo ella fuera la protagonista”, explica. Y no puede más que repetir que su madre se merece ese reconocimiento porque “es una mujer excepcional, luchadora, trabajadora, cariñosa y familiar”. “Estamos tremendamente orgullosos de ella. Esto ha sido la guinda del pastel, el reconocimiento a toda su labor y a toda su vida, que ha sido ejemplar y que todos queremos imitar”, añadió la hija, quien define a su madre como una persona “muy optimista, muy alegre y que transmite mucha bondad a los que estamos a su alrededor”.

Amas de casa Tyrius
El galardón le fue concedido a Clotilde Veniel a propuesta de la Generalitat valenciana y de la Asociación de Amas de Casa Tyrius, a la que pertenece la veterana voluntaria, que lo recibió junto a otra treintena de personas de toda España.

La Orden del Mérito Civil fue instituida por el rey Alfonso XIII en 1926 para premiar “las virtudes cívicas de los funcionarios al servicio del Estado, así como los servicios extraordinarios de los ciudadanos españoles y extranjeros en el bien de la nación”.
El rey es el Gran Maestre de esta orden, todas las condecoraciones conferidas en su nombre y los títulos corres­pondientes van autorizados con la estampilla de su firma.