Ocho laicos casados ofrecen su vida al servicio de la diócesis Cuatro profesores, un catedrático, un técnico electricista, un médico y un agente comercial son ordenados diáconos permanentes

L.B. | 17-01-2019

De izquierda a derecha, acompañados por las esposas de varios de ellos, los nuevos diáconos permanentes: Jesús Sánchez, Alberto Vi-
llalba, Javier Aznar, Miguel Gimeno, José García, José Rodilla (secretario Comisión del Diaconado Permanente), el P. Miguel Navarro (delegado para la Formación de los Diáconos Permanentes), José Antonio Morales, Rodrigo Ferre y Vicente Cloquell.

Francisco Javier Aznar, casado y padre de dos hijos; José García Jiménez, padre de cuatro hijos; Vicente Agustín Cloquell, casado y padre de dos hijos; Miguel Gimeno, casado; Rodrigo Ferre, casado y padre de dos hijos; José Antonio Morales, casado y padre de once hijos; Jesús Sánchez, casado y padre de siete hijos; y Alberto Villalba, casado y padre de dos hijos, serán ordenados diáconos permanentes este sábado 19 en la catedral de Valencia.

Durante dos años han estado preparándose para dar este paso. A lo largo de este tiempo de discernimiento y formación han contado con el apoyo y ánimo de sus esposas e hijos y de sus párrocos que esperan la ordenación con alegría.

Los diáconos permanentes realizan, desde el instante de su ordenación, diversos servicios a la archidiócesis como el ministerio de la liturgia, la Palabra y la caridad en colaboración con los presbíteros, así como la misión que el Arzobispo, posteriormente, les encomienda en parroquias de la diócesis.

Lea el reportaje íntegro en la edición impresa de PARAULA