Relevo en la delegación valenciana de la fundación Ayuda a la Iglesia Necesitada Tras ocho años en Valencia, Dominik Kustra continuará su labor en AIN en México y es sustituido al frente de la entidad en el área de Levante por Álvaro Pérez Araújo

dominik-y-alvaro
Eduardo Martínez | 7-07-2016
La fundación pontificia ‘Ayuda a la Iglesia Necesitada’ (AIN) cuenta con un nuevo delegado para su área de Levante, en la que está englobada la diócesis de Valencia. Se trata de Álvaro Pérez Araú­jo, que sustituye en el cargo a Dominik Kustra.

Pérez de Araújo, de 42 años de edad, es licenciado en Ciencias del Trabajo por la Universidad de La Rioja y diplomado en Relaciones Laborales por la Universidad de Cádiz. Actualmente ejerce como mentor y como profesor de Habilidades y Competencias en la Universidad Francisco de Vitoria.

A su vez, Dominik Kustra, que ha ejercido como delegado de AIN en Levante durante los últimos ocho años, desarrollará a partir de ahora su labor dentro de la fundación en México, donde la entidad realiza su misión de apoyo a los cristianos necesitados o perseguidos desde hace un año y medio.

Proyectos en 140 países
AIN es una fundación pontificia impulsada por el religioso holandés Werenfried van Straaten en 1947, para ayudar pastoralmente a la iglesia necesitada o que sufre persecución en cualquier parte del mundo.
En la actualidad, la entidad cuenta con oficinas en 21 países y desarrolla 5.000 proyectos anuales en más de 140 naciones. Desde el año 2009 dispone de delegación en Valencia, donde la delegación de AIN cuenta con 700 colaboradores fijos que aportan a lo largo del año donativos y ayudas económicas. Entre los proyectos que impulsa la fundación está la construcción y reconstrucción de templos, centros parroquiales, conventos y seminarios, y la formación del clero y de los laicos. Asimismo, edita y traduce materiales catequéticos y la Biblia en lenguas nativas tribales.

Próximas actividades
AIN presentará próximamente en Valencia una nueva edición de su Informe de Libertad Religiosa. Asimismo, ultima el lanzamiento de una campaña de apoyo a la Iglesia en Líbano.

Lea el reportaje íntegro en la edición impresa de PARAULA