Apremiante llamada del Papa a la paz en Tierra Santa: “Nunca más la guerra” Tras el recrudecimiento del conflicto entre israelíes y palestinos

REDACCIÓN / ZENIT | 20-07-2014

papa-AngelusEl Papa hizo el pasado domingo un apremiante llamamiento a la oración por la paz en Tierra Santa, tras el recrudecimiento de los enfrentamientos entre israelíes y palestinos. Tras la oración del Ángelus, Francisco pidió a los responsables políticos de la zona y del panorama internacional que pongan fin a “la espiral de odio y violencia” y tengan el coraje decir “nunca más la guerra”.
Asimismo, el Santo Padre indicó que el encuentro de oración tenido hace unas semanas en el Vaticano, en el que él rezó junto al patriarca ortodoxo Bartolomé y a los presidentes de Israel y de Palestina, no ha sido en vano y pidió no resignarse a que la violencia tome prioridad sobre el diálogo.
Al término de sus palabras y de unos segundos de silencio en los que invitó a todos los fieles presentes en la plaza de San Pedro a rezar interiormente, el Obispo de Roma pronunció esta oración: “Ahora, Señor, ayúdanos Tú, danos Tú la paz, enséñanos Tú la paz, guíanos Tú hacia la paz, abre nuestros ojos y nuestros corazones. Y danos el coraje de decir: nunca más a la guerra. Infunde en nosotros el coraje de cumplir gestos concretos para construir la paz. Vuélvenos disponibles a escuchar el grito de nuestros ciudadanos que nos piden transformar nuestras armas en instrumentos de paz, nuestros miedos en confianza, y nuestras tensiones en perdón. Amén”.

Violencia en Irak
Dentro también de los conflictos que sufre Oriente Medio, los líderes cristianos de Irak han hecho un llamamiento a la Unión Europea para que ayude a su país a evitar una guerra civil.
Teniendo en cuenta el rápido deterioro de la situación en Irak, la fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada ha invitado a una delegación presidida por Louis Raphaël Sako, patriarca de la Iglesia católica caldea, a visitar Bruselas. El patriarca Sako, acompañado por el arzobispo católico sirio de Mosul, Yohanna Petros Moshe, y por el arzobispo católico caldeo de Kirkuk, Yousif Thomas Mirkis, se reunieron con el presidente del Consejo de la Unión Europea, Herman Van Rompuy, así como con miembros de la Comisión y del Parlamento Europeo.
Por otra parte, las dos religiosas y los tres jóvenes caldeos -dos chicas y un chico- secuestrados el 28 de junio en Mosul fueron liberados en la tarde de este lunes 14 de julio.
Los responsables del secuestro fueron unos hombres armados del Estado Islámico de Iraq y del Levante. Según han podido confirmar fuentes del patriarcado caldeo de Bagdad, una vez liberados, los cinco han abandonado Mosul, dirigiéndose a la ciudad de Dohuk, en el Kurdistán iraquí, en un taxi.