B.N. | 08-10-2015
Papa-y-CanizaresEl Nuncio Apostólico en España, monseñor Renzo Fratini, impondrá el Palio Ar­zobispal al cardenal arzobis­po de Valencia, Antonio Cañizares, en una eucaristía que se ce­lebrará este domingo 11 de octubre.
La imposición del Palio Arzobispal tendrá lugar durante la celebración de la Eucaristía que se celebrará en la Catedral metropolitana a partir de las doce del mediodía.
Previamente, el pasado 29 de junio, el papa Francisco entregó al cardenal el palio como arzobispo metropolitano de Valencia tras la eucaristía en honor de san Pedro y san Pablo, cuya solemnidad litúrgica se celebró ese día en la Basílica de San Pedro del Vaticano.
La entrega del palio tuvo lugar en un acto privado, después de la modificación introducida por Francisco el pasado enero para sustituir el procedimiento anterior, que consistía en la imposición oficial del palio, en la misa de los santos Pedro y Pablo, en un rito en el que los nuevos arzobispos nombrados en el último año acudían delante del Pontífice, se arrodillaban ante él y recibían el palio, uno a uno.
Ahora, según el nuevo procedimiento, los nuevos arzobispos que concelebran con el Papa “reciben el palio después de una eucaristía, en privado, de manos del Pontífice, mientras que la imposición se realiza, más adelante, en sus diócesis de origen por parte de los nuncios apostólicos, en calidad de representantes del Papa”, según ha ex­plicado monseñor Vicente Cár­cel, vicario episcopal de los sa­cerdotes valencianos residentes en Roma.
En aquella eucaristía, Francisco explicó a los arzobispos allí presentes que el palio que han recibido “es un signo que representa la oveja que el pastor lleva sobre sus hombros como Cristo, Buen Pastor, y por tanto es un símbolo de vuestra tarea pastoral, es un ‘signo litúrgico de la comunión que une a la Sede de Pedro y su Sucesor con los metropolitanos y, a través de ellos, con los demás obispos del mundo’”.