Nace el Proyecto Aladre: acción social, compromiso directo y reflexión El Centro Arrupe ofece esta nueva iniciativa a la que se puede seguir ya por redes y a través de Ivoox y Spotify

BELÉN NAVA | 11.06.2020

El aladre, arado en castellano, es una herramienta que se usa en el campo para remover la tierra seca antes de plantar y sacar, de este modo, la tierra fértil a la superficie. Y es este proceso el que ha inspirado el nombre del Proyecto Aladre, una iniciativa que nace en el Centro Arrupe – Jesuitas Valencia de la mano de Francesc y Guillem para jóvenes comprometidos con la sociedad y el entorno que les rodea.

“Queremos ofrecer un espacio para jóvenes con voluntad de cambio. Un lugar donde poder aprender, debatir, actuar y visibilizar diferentes realidades sociales”, explica Guillem, integrador social. “Como jóvenes – prosigue- creemos que tenemos mucho que portar en este mundo en el que vivimos. Los jóvenes podemos y debemos ser promotores de un cambio social poniendo a la persona en el centro. Tenemos la energía necesaria porque somos el futuro pero también el presente”. Una idea que sigue la línea de lo que el papa Francisco expresó en la homilía conclusiva de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Panamá 2019 cuando instó a jóvenes llegados de más de 150 países, a “poner en acto el sueño con el que el Señor los soñó”, “ahora”, porque “ustedes no son el futuro sino el ahora de Dios”.

“Nuestro propósito es lanzar iniciativas pero también colaborar con las ya existentes”, comenta Francesc, trabajador social. “Nos vamos a centrar mucho en la acción pero también en la formación para conseguir una hondura en los jóvenes y que sean ellos los que perpetúen el proyecto en el día a día”.

Ninguna realidad social queda excluida del Proyecto Aladre porque así “podemos dar una perspectiva brutal a los jóvenes que no tienen claro hacia donde dirigirse en el voluntariado. Lo podríamos resumir en tres claves: la acción lo que conlleva un compromiso directo; la acción y, por supuesto, la reflexión”.

El requisito fundamental para participar en el Proyecto Aladre es “la curiosidad y el compromiso”, asegura Guillem. “Lo importante es querer saber cómo funciona este mundo en el que vivimos, las realidades que viven esas personas a las que miramos diariamente a los ojos. Lo esencial es que quien se quiera involucrar en este proyecto tenga inquietud de ser y de crecer”.

Si tienes alguna duda puedes contactar con Guillem y Francesc a través del correo jovenes@centroarrupe.com o a través del perfil @projectealadre en Facebook e Instagram.

Desde las periferias
‘Desde las periferias’ es la primera iniciativa que el Proyecto Aladre pone en marcha para establecer un diálogo con jóvenes implicados socialmente en el compromiso por la igualdad y la justicia. A través de podcasts, los jóvenes cuentan su experiencia en distintas realidades periféricas o fronterizas; aquellas más alejadas de los centros mediáticos de nuestra sociedad. Pero no solo eso, sino que se muestra un análisis actual y con hondura de la realidad de la que se dialoga. “En definitiva se busca, mediante el testimonio joven, visibilizar contextos y situaciones de la realidad social que conduzcan al oyente a implicarse más socialmente”, concluyen.
Poco a poco, y cuando la pandemia de la covid-19 nos de un respiro, las actividades del proyecto serán más presenciales, con grupos abiertos de debate, de reflexión, con colaboraciones con entidades sociocaritativas y con la participación en la pastoral social de las Escuelas San José.