C.A. / AVAN | 30-03-2017

El arzobispo de Valencia estuvo presente en la misa que celebraron los católicos ucranianos. (Foto: Javier Peiró

El arzobispo de Valencia estuvo presente en la misa que celebraron los católicos ucranianos. (Foto: Javier Peiró)

Un millar de ucranianos católicos residentes en diferentes ciudades españolas peregrinaron el pasado domingo 26 de marzo a la catedral de Valencia para venerar el Santo Cáliz y celebrar un misa en rito bizantio, que fue oficiada por el secretario de la congregación para Iglesias orientales, Vasil Ciril.
Al final de la misa el arzobispo de Valencia, el cardenal Antonio Cañizares, expresó su agradecimiento a todos los peregrinos integrantes de la peregrinación. El Cardenal mostró su acogida a la comunidad ucraniana: “estáis en vuestra casa, esta Catedral es vuestra casa”. Asimismo, mnifestó que entiende su presencia como “un regalo del cielo”, porque aportan toda su “riqueza y tradición” a la Iglesia. Por último, les pidió que sigan siendo lo que sois: “dad ofreced a todos ese testimonio de fe que habéis dado durante tantos siglos”.
Por su parte, Vasyl Boyko, capellán de los ucranianos en Valencia, se refirió al Cardenal “como un padre”, que siempre les “acoge de todo corazón” y ha deseado “que el Señor le bendiga, y le tenga muchos años en la tierra”. La misa, que fue oficiana en lengua ucraniana, fue concelebrada por sacerdotes ucranianos que viven en España, y en ella intervinó un coro de ucranianos residentes en Valencia.
Acudieron peregrinos ucranianos procedentes de 15 ciudades españolas, entre ellas Barcelona, Sevilla, Alicante, Murcia, Córdoba y Málaga, además de Valencia. Actualmente residen en España alrededor de 88.000 ciudadanos procedentes de Ucrania, 6.500 de ellos en la diócesis de Valencia, que celebran la eucaristía los domingos a las 9.30 h. en el Monasterio de la Trinidad y donde también reciben catequesis para los diferentes sacramentos.