E,MARTÍNEZ / AVAN | 2-10-2014

Cientos de sacerdotes concelebraron en la eucaristía. M.GUALLART

Cientos de sacerdotes concelebraron en la eucaristía. M.GUALLART


“A este paso no le vamos a dejar irse a Madrid”, le decía una señora mayor a otra en el tremendo remolino de fieles que se formó dentro de la Catedral al final de la misa de despedida de don Carlos, el pasado domingo. Tal fue la cantidad de fieles que fueron a saludarle nada más concluir la ceremonia, antes incluso de que pudiera pasar por la sacristía para dejar el alba, la casulla y demás ornamentos. Más de una hora de saludos, abrazos, besos y fotos.
La enorme popularidad que monseñor Osoro ha tenido entre los valencianos en estos cinco años de pontificado fue evidenciada desde el principio de la ceremonia. No es habitual ver una procesión de entrada en la que el oficiante, a fuerza de ser requerido y saludado por tantos fieles, no sólo se detiene puntualmente para devolver el gesto, sino que una y otra vez se gira hacia atrás antes de poder seguir la marcha hacia adelante.
En la procesión, monseñor Osoro fue acompañado por los sacerdotes del Consejo Episcopal y del Colegio de Consultores, así como miembros del Cabildo de la Catedral y los presbíteros ordenados por él durante su pontificado en la diócesis valentina.
La “revolución” de Cristo
La Catedral estaba abarrotada. Las más de mil sillas plegables suplementarias, ocupadas desde mucho antes de la misa. Jóvenes sentados en el suelo junto a las capillas laterales. Familias con niños pequeños arracimadas. Comunidades de religiosas igualmente en grupo. Personas enfermas, con discapacidades motoras, también invidentes… En el crucero, más de un centenar de sacerdotes. Concelebrando junto a ellos,  en el presbiterio, el arzobispo de Zaragoza, monseñor Manuel Ureña, el obispo de Palencia, monseñor Esteban Escudero, y el obispo emérito de Mondoñedo-Ferrol, monseñor José Gea, además de numerosas autoridades eclesiásticas de la diócesis valentina. Y en los primeros bancos, las más altas autoridades civiles valencianas: el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra; el presidente de Las Cortes Valencianas, Juan Cotino; y la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, entre otras. Incluso se dieron cita las falleras mayores de Valencia de 2014, Carmen Sancho y Claudia Villodre.
Lea la crónica íntegra en la edición impresa de PARAULA

 
ARTÍCULOS RELACIONADOS
‘Carta a Don Carlos’. De Asunción Francés, presidenta de TYRIUS
La Semana Santa Marinera felicita a Don Carlos
‘Pastores con olor a oveja’. De Conchita Guijarro, Radio María