“¡Cuánto ha hecho Dios a través de MAIDES en estos diez años!” El Cardenal preside la celebración del aniversario de la fundación

L.B. | 8-11-2018
Miembros de la Fundación Mare de Déu dels Innocents i Desamparats, MAIDES, trabajadores, voluntarios y también acogidos en alguno de sus centros llenaron la basílica de la Virgen para participar en la misa de acción de gracias por el décimo aniversario de la fundación, el pasado día 30 de octubre.

El arzobispo de Valencia, cardenal Antonio Cañizares, presidió la eucaristía en la que agradeció la labor de la fundación dedicada a la atención de personas con enfermedad mental grave y en riesgo de exclusión social, y les animó a “seguir transmitiendo con nuevo vigor, como Cristo nos ama, ese amor a los más necesitados”.

Durante su homilía, el Arzobispo elogió “cuánto ha hecho Dios a través de ella en estos diez años bajo la protección constante de la Virgen de los Desamparados”.

Asimismo, el Cardenal comparó MAIDES con el grano de mostaza del pasaje evangélico al asegurar que se trata de “una fundación pequeña que va creciendo y extendiendo sus ramas para que aniden en ellas, convirtiéndose en un verdadero hogar en el que los necesitados reciben la atención que precisan”.

Igualmente, el Arzobispo comparó la Fundación con “la levadura que fermenta todo lo que tiene alrededor”, dado que estos diez años “ha fermentado llenándolo todo del amor de Dios que hace nuevas todas las cosas”. No obstante, “aún no ha fermentado y dado todo lo que tiene que dar”, por lo que “hemos de ayudar para que, en medio de la sociedad, se haga fermento que cambie la mentalidad de la gente”, añadió.

Finalmente, al terminar la celebración, el titular de la archidiócesis de Valencia agradeció “que la Virgen haya suscitado esta fundación para atender a los más desamparados” y pidió “que Ella siga inspirándoos y acompañándoos” porque “la Virgen es esa levadura que fermenta la humanidad”.

Junto al cardenal Cañizares concelebraron en la misa seis sacerdotes, entre ellos el rector de la Basílica, Jaime Sancho, y el presidente del patronato de la Fundación MAIDES, José Máximo Lledó, junto a sacerdotes vinculados a la Fundación.
Igualmente, participaron representantes y miembros de las entidades que forman el patronato de la Fundación, como la Archicofradía de Virgen de los Desamparados, Cáritas Diocesana, los Seguidores de la Virgen y su Corte de Honor, así como de educadores, voluntarios y colaboradores.

Fundación MAIDES
La Fundación MAIDES fue constituida en 2008 con el objetivo de continuar la labor iniciada por la Archicofradía, hace más de 600 años.

En la actualidad cuenta con dos viviendas tuteladas -’Vilablanca’, para hombres, y ‘Vilafarell’, para mujeres-, con 7 plazas cada una, en las que presta atención a los enfermos mentales durante las 24 horas.

La fundación también ofrece el Programa de Acompañamiento Domiciliario (PAD), que incluye las denominadas ‘unidades de convivencia’, para grupos de 2 ó 3 personas, que viven de forma autónoma supervisadas por un educador, y la vivienda tutelada de promoción de la autonomía ‘Siquem’, que funciona como puente entre las vilas y el PAD. Además, dispone del Programa de Atención y Sensibilización Comunitaria (PASC) para la ayuda y visita en sus propios domicilio de personas que sufren enfermedad mental grave.