L.B. | 23-02-2017

El Dr. Ignacio Gómez ofreció una ponencia sobre ‘Ayuda desde la fe al sufrimiento del enfermo’. A.SAIZ

El Dr. Ignacio Gómez ofreció una ponencia sobre ‘Ayuda desde la fe al sufrimiento del enfermo’. A.SAIZ


“La enfermedad puede ser el momento de encontrarse por primera vez con Dios o de profundizar en la relación con Él”. El doctor Ignacio Gómez, presidente de la Sectorial de la Salud de la Federación Internacional de Universidades Católicas, pronunció la conferencia central de la XIV Jornada de Pastoral de la Salud, que congregó a agentes de pastoral de la salud, profesionales sanitarios, capellanes de hospital y sacerdotes en el Centro Arrupe de Valencia, el pasado sábado 18, con el objetivo de analizar el sentido de trascendencia en la enfermedad y el sufrimiento.
En su ponencia sobre la ‘Ayuda desde la fe al sufrimiento del enfermo’, el Dr. Gómez explicó cómo antes “todos aceptaban que el sufrimiento era inherente a la vida”, sin embargo, “ahora la sociedad se ha vuelto hedonista. El hombre no tiene que sufrir nada y, si no se puede eliminar el sufrimiento, se elimina al sufridor”.
Asimismo destacó que en muchas ocasiones al sufrimiento propio de la enfermedad se añade el derivado de la soledad, del aislamiento.
Tras preguntarse qué puede aportarse a los enfermos desde la fe, el Dr. Gómez destacó que  la enfermedad puede ser “el momento de entrar a un persona a la que quizás nunca se le había podido hablar de Dios ni de la fe”. Y destacó el papel esencial que en estos casos tienen los agentes de pastoral, haciendo hincapié en que “tenemos un campo grande por delante”.
El Dr. Gómez concluyó su ponencia ofreciendo algunas pautas sobre cómo dirigirse al enfermo para anunciarle “que Dios está con él, que no es ajeno a lo que le está pasando, que le ama personalmente y le va a ayudar sin tener en cuenta cómo ha sido su vida anterior”. “¿Y cómo podemos transmitir este mensaje además de con palabras?”, se preguntaba por último. “Testimoniando nuestra fe y nuestra experiencia real en nuestra vida”, aclaró.
Ayuda desde el sufrimiento
El encuentro contó con la presentación de testimonios personales y profesionales sobre la enfermedad y el sufrimiento, así como con la asistencia del arzobispo de Valencia, cardenal Antonio Cañizares, quien mostró su “afecto y gratitud por lo que sois y hacéis, estando próximos a los que sufren, especialmente a los enfermos”. También destacó que “los cristianos no tenemos solución para el sufrimiento, pero sí respuesta”, pues “con la mirada puesta en Jesús encontramos un nuevo sentido al sufrimiento, a la enfermedad, a  la vida”. Concluyó animando a los agentes de pastoral con un “¡gracias y adelante con vuestro testimonio!”.
En el acto participaron también el delegado episcopal de Acción Caritativa y Social, José María Taberner, y la hasta ahora presidenta de la comisión diocesana de Pastoral de la Salud, Concha Gramage quien recibió numerosas palabras y muestras de agradecimiento por su labor y un larguísimo aplauso. El cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, anunció durante el encuentro la designación del sacerdote y médico Luis Sánchez como delegado episcopal de Pastoral de los Enfermos y Mayores.
Lea la información completa de la jornada, en la edición impresa de PARAULA