L.B. | 25-11-2015

Los ‘Amigos de san Antonio’ han montado la exposición de belenes, con las últimas obras de fray Conrado. (Foto: V.Gutiérrez)

Los ‘Amigos de san Antonio’ han montado la exposición de belenes, con las últimas obras de fray Conrado. (Foto: V.Gutiérrez)

Los últimos belenes elaborados con materiales de desecho antes de su fallecimiento por el fraile capuchino Conrado Estruch serán mostrados en una exposición póstuma que se inaugurará el próximo 5 de diciembre, a las 11 horas, en el convento de San José, de Valencia, del que era portero y donde los exponía cada año antes de las Navidades, para recoger donativos para familias sin recursos.
Fray Conrado, que falleció el pasado mes de octubre a los 89 años de edad, “ya tenía muchos nacimientos preparados para exponer este año”, indican Feli Martínez, de la Asociación de Amigos de san Antonio, fundada por el capuchino y que colaboraba con él en su labor benéfica.
Este año, la exposición “no será tan grande como otros años, pero a pesar de todo habrá más de mil belenes expuestos” y a la venta para conseguir fondos con los que seguir sufragando la labor solidaria llevada a cabo por la Asociación Amigos de san Antonio.
La mayoría de estos belenes han sido hechos por el propio fray Conrado porque “empezaba a hacerlos el primer día del año y no paraba. Siempre estaba con los nacimientos”, comenta. No obstante como “fray Conrado ya estaba muy malito, tuvimos que volcarnos nosotros en hacerlos”, cuenta Feli.
A pesar de estar “muy tristes”, los Amigos de san Antonio continúan “ilusionados” su labor. “Es duro venir donde has estado con él tantas veces y no tenerlo, pero por otra parte, nos está dando mucha fuerza. Él estaría contento de vernos a todos seguir con este trabajo. No puedo decirle que no a nada”, añade la colaboradora.
Los Amigos de San Antonio mantienen, además, la tradición de cada primer martes de mes, a mediodía, hacer un reparto de alimentos recogidos por fray Conrado a centenares de personas sin recursos a las puertas del convento, en la calle Cirilo Amorós, 67, de Valencia. “Vamos a continuar con ayuda de los Capuchinos y del Banco de Alimentos. Y el hermano Andrés, que ha sustituido a fray Conrado en la portería, seguirá recibiendo los donativos con los que adquirir los alimentos para los necesitados”, concluye Feli Martínez.
En la inauguración de la exposición, se estrenará, además un documental sobre la vida de fray Conrado, elaborado por el Servicio Audiovisual Diocesano.