En su primera película, Jesús García Colomer, ha condensado en 84 minutos más de 80 horas de grabación. V.GUTIERREZ


EVA ALCAYDE | 17-05-2019
Este fin de semana llega a la cartelera valenciana un estreno de cine que no va a dejar indiferente al espectador: ‘Hospitalarios’, una película sobrecogedora sobre los enfermos y discapacitados y sus vivencias en el Santuario de Lourdes. Hablamos con su director, Jesús García Colomer, para quien peregrinar al santuario francés como hospitalario es “algo que todo el mundo debería probar, es la experiencia definitiva”.
A Jesús García Colomer, periodista de Intereconomía por aquel entones, y a su compañero Gonzalo Moreno, un reportaje les cambió la vida para siempre. Era 2006 y fue en Medjugorje, un municipio al sur de Bosnia-Herzegovina, donde el santuario mariano se había convertido en un lugar de peregrinaciones católicas, que ahora el papa Francisco ha permitido.
Y fue justo allí donde Jesús se topó de bruces con la realidad. “Dios me cautivó en Medjugorje, allí supe que existe y que está vivo. Ya no era una cuestión de fe, sino de certeza, y ese matiz lo cambió todo”, explica Jesús.
Después de aquel reportaje sobre Medjugorje, su compañero Gonzalo ingresó en el Seminario -hoy es sacerdote- y él experimentó un profundo proceso de conversión que le llevó a encontrar allí a la que hoy es su mujer y la madre de sus tres hijos, y a encontrar su verdadera vocación: contarle a todo el mundo su experiencia real Dios.
Desde entonces, Jesús ha dado conferencias y se ha involucrado en muchos proyectos literarios publicando libros de temática religiosa como ‘Esclavos en el paraíso’, ‘¿Qué hace una chica como tú en un sitio como éste?’, ‘Medjugorje’, o ‘Estamos de vuelta’.
“Hospitalarios’ es su primera incursión en el mundo audiovisual, y, una vez más, de la mano de la Virgen María.
Cara a cara con la discapacidad
Aunque en su juventud fue voluntario con enfermos de sida en una casa de las hermanas de San Vicente de Paul, a Jesús García no le atraía especialmente el mundo del enfermo y sus cuidadores, ni tampoco quería enfrentarse cara a cara con la discapacidad. Sin embargo, se dio cuenta de que existía abundante material literario sobre la Virgen de Lourdes, sobre la historia, sobre Bernadette Soubirous, sobre la gruta… pero apenas encontró sobre cómo lo viven los enfermos, así que Jesús decidió ponerse manos a la obra.
“Yo había ido muchas veces al santuario francés, pero no supe lo que era Lourdes hasta que no peregriné con la Hospitalidad de Madrid. Eso es una bomba nuclear”, asegura contundente Jesús, que metió cuatro cámaras en los autobuses especiales que trasladan a los enfermos y a los voluntarios hasta el Santuario francés.
Jesús y su productora ‘Gospa Arts’ acompañaron a la Hospitalidad de Madrid en 4 peregrinaciones y lo grabaron todo. Más de 80 horas de imágenes, testimonios y vivencias que han quedado condesados en los 84 minutos que dura el documental ‘Hospitalarios: Las manos de la Virgen’.
El idioma de los enfermos
El cartel de la película es sugerente. El espectador ve lo que vería un enfermo en Lourdes: la espalda del voluntario y las manos que arrastran el carrito que le lleva directamente ante la Virgen.
Lourdes habla el idioma de los enfermos y este es punto de vista que el director ha querido transmitir en la película: la relación entre voluntarios y enfermos, que llega a la pantalla en forma de magia.
“La película es sobrecogedora, y la gente se va a conmover, pero no por la pena, sino porque va a ver a héroes anónimos y cotidianos. La lástima la van a sentir por ellos mismos”, asegura Jesús García, convencido de que el documental no va a dejar indiferente a nadie.
Hospitalarios es Lourdes contado por el enfermo y Lourdes contado por el que cuida al enfermo. “Ellos, los enfermos, son los que nos guían por Lourdes, y lo explican igual que haría un guía en el Museo del Prado”.
Aunque el director ha derrochado sensibilidad y cariño en la grabación y edición la película y ha procurado no mostrar más de lo necesario, ‘Hospitalarios’ contiene imágenes duras. Pero Jesús considera que “la verdad, por dura que sea, siempre es preciosa y cuando la verdad se pone sobre la mesa, todo salta por los aires”.
Y lo dice después de ver a sus cámaras llorar, mientras grababan el testimonio de Antonio, un tetrapléjico que solo puede mover la cabeza y un pulgar. A la pregunta de ¿por qué vuelves cada año a Lourdes si no te has curado? Antonio responde: “Yo sí me he curado. Me curado el alma que me hacía más falta”.
O el caso de Sergio, con parálisis cerebral, que dice (son necesarios subtítulos para entenderle): “Estuve enfadado porque a Dios no lo entiendo. Pero aquí siento que él me ama más que a nada. Y por eso he aguantado tanto, si no me hubiera matado”.
“En pleno siglo XXI hemos querido documentar qué mueve a los enfermos a ir a Lourdes hoy. Y algo hemos encontrado”, asegura Jesús García Colomer, invitando al estreno en Valencia, que será este viernes, día 17 de mayo en los Cines Lys (Paseo Ruzafa, 3)
‘Hospitalarios’ no pretende “dar lecciones, si no evangelizar, hablar al mundo de Dios en un idioma que todo el mundo entienda”, señala su directo para quien “peregrinar a Lourdes con enfermos, como hospitalario es algo que todo el mundo debería hacer al menos una vez en la vida, te ensancha el corazón y es la experiencia definitiva”, concluye.