B.N. | 31-10-2019

EL panteón se encuentra al lado de la imagen de la Virgen de los Desamparados.

El próximo 1 de noviembre, en el cementerio parroquial de Torrent, tendrá lugar la bendición del primer panteón para niños en España. Cuenta con dos espacios en su base para acoger a embriones y fetos, niños que en definitiva no han terminado su proceso de gestación por diferentes motivos (aborto espontáneo, natural, provocado…). “Este monumento contribuye a reconocer la dignidad de la persona humana desde el momento de la fecundación ya que, desde entonces, hay un nuevo ser humano en el vientre materno”, explican fuentes de ‘Torrent Sí a la vida’, asociación que tiene por objeto la protección de la dignidad de la vida humana desde su concepción, y a lo largo de todas sus etapas, en todo momento y circunstancias.
“Queremos agradecer la generosidad de la Junta Rectora del Cementerio que ha sufragado todos los gastos de la construcción, así como, el interés mostrado por don Juan José Llorens, anterior párroco de la Asunción de Torrent, gracias a los cuales la iniciativa ha podido llevarse a cabo”.
El nuevo panteón se sitúa a los pies de la Virgen de los Desamparados, patrona de Valencia, ubicación elegida cuidadosa y estratégicamente por su significado.
En la cúspide del panteón, se encuentra la figura de un angelito “como símbolo de la inocencia y pureza de estos niños no nacidos”. “En la actualidad, los niños abortados son considerados en muchos casos residuos médicos, acabando en la basura o en la industria cosmética. Con esta iniciativa pretendemos ayudar a la victoria de la cultura de la vida sobre la cultura de la muerte”, concluyen.