“Queremos que los espectadores sepan que Dios les ama inmensamente” Andrés Garrigó, productor de ‘Corazón Ardiente’

CARLOS ALBIACH / 28.2.2020

‘Corazón Ardiente’, la película que quiere dar a conocer la devoción al Sagrado Corazón de Jesús, se estrenó en 60 cines españoles el pasado viernes 21 de febrero y que se puede ver en los cines ABC Park de Valencia y MN4 de Alfafar. En su primer fin de semana en las taquillas españolas ha sido vista por más de 10.000 espectadores convirtiéndose en el segundo mejor estreno del fin de semana en cuanto a espectadores por sala y el mejor estreno español. Andrés Garrigó, director de Goya Producciones, que produce el filme, explica a PARAULA cómo surgió la idea de esta película y lo impactante de su mensaje.

¿Cómo surgió la idea de hacer una película centrada en el Sagrado Corazón de Jesús?

Después del éxito inesperado con ‘Fátima: el último misterio’, que llegó a muchos países y tuvo cientos de miles de espectadores, dijimos de hacer una que fuera mejor y con un tema más importante. ¿Y qué hay más que la madre? Solo podía ser el Hijo. Entonces pensamos que teníamos que hacer algo sobre Jesucristo pero no sabíamos con qué enfoque. Al estar cercano el centenario de la consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús -fue en 2019- investigamos sobre el tema y fuimos descubriendo temas extraordinariamente interesantes. De ahí surgió esta película con un formato híbrido entre la ficción y el documental, que funciona muy bien. Todo para lanzar un mensaje muy fuerte.

¿De qué mensaje hablamos?

El mensaje es que Dios no es un Dios lejano, frío, severo o castigador sino que es un corazón que late, porque es humano, es Cristo vivo. Es un corazón que late en la cruz y es el mismo que tenemos a nuestra disposición, que nos ama, que está cercano y quiere entrar en nuestro corazón.

¿Es un mensaje actual?

Ha sido todo un reto hacerlo atractivo y actual y creo que lo hemos conseguido. Se ve que es actual porque aparecen muchos jóvenes. Hoy hay un resurgimiento de la devoción al Sagrado Corazón de Jesús y muchos de ellos son jóvenes y familias.

Después de ver esta película, ¿cómo tiene que salir el espectador?

Queremos que a todo el que la vea le toque el corazón, que vuelvan a confiar en el Sagrado Corazón de Jesús, en Dios. Que sepan que Dios les ama inmensamente, hagan lo que hagan, que siempre pueden volver. Nuestra patria final está en su corazón, que es el cielo, tal y como se expresa en la canción que se ha compuesto en la película y que canta la cantautora católica Athenas.

¿Qué aspectos de la devoción destacáis?

Comenzamos con las primera apariciones, en el siglo XVII, a Santa Margarita María de Alacoque en Paray-le-Monial. También las que se repitieron en España al jesuita Bernardo de Hoyos, que recibió la gran promesa de que el Sagrado Corazón de Jesús reinaría en España y que aquí se le tendría mayor devoción. Hemos rastreado si es así y los países que por entonces estaban bajo su influencia, en Hispanoamérica, es así. Contamos algunos milagros y hechos sorprendentes como el caso de la patrulla de la misión española que fue atacada con una mina de los talibanes y todos los tripulantes llevaban el ‘detente, bala’, una especie de escapulario con la imagen del Sagrado Corazón en el que pone ‘detente, bala, el Sagrado Corazón está conmigo’. Salieron todos ilesos. Lo explica el capitán y todos reconocieron que era un milagro.

-¿Este tipo de cine despierta interés en el público?

Sí que es una cine que tiene interés y tiene su público. Es difícil entrar en los cines pero sí ven que tiene interés es más fácil. En nuestras producciones hemos cubierto la inversión en incluso más. Yo tengo gran esperanza en que está película la vean muchas personas. Nos acompaña el Sagrado Corazón de Jesús y no falla.