L.B. / 19-06-14
cenaculoJóvenes con problemas de adicción, así como de depresión o familiares y de ‘desestructuración interior’ por falta de sentido en sus vidas, que actualmente se encuentran en proceso de rehabilitación dentro de la Comunidad del Cenáculo en España, ofrecieron durante el pasado fin de semana sus testimonio en diversos templos y parroquias de la diócesis.
La parroquia de San Dionisio y San Pancracio de Valencia, San Lorenzo Mártir de Benimaclet, la capilla de la urbanización Monte-Real en Torrent, la parroquia de la Anunciación de Aldaia y  la de San Miguel y San Sebastián de Valencia, han sido los lugares donde estos jóvenes de distintos países se dirigieron a jóvenes y mayores que siguieron con atención y, en algunos casos, con emoción, sus vivencias.
Cómo llegaron a lo más bajo, cómo conocieron la Comunidad del Cenáculo, cómo viven en ella y cómo han conseguido cambiar, salir de sus adicciones, encontrar un sentido a su vida y recuperar las relaciones familiares y sociales gracias al trabajo y a la oración que han desarrollado en los centros de esta asociación católica fueron algunos de los temas expuestos en sus testimonios.

Lea el reportaje íntegro y los testismonios en la edición impresa de PARAULA